Nos despedimos de las maravillosas montañas del norte y volamos rumbo a Surat Thani, al sureste de Tailandia. Esta ciudad es únicamente un puerto de paso hacia las islas, pero si os la podéis evitar mejor que mejor. Nosotros la hemos declarado oficialmente ciudad hostil. Aun así mereció la pena parar en ese ratonero para enamorarnos aún más de Koh Tao o isla de las tortugas. Koh Tao es una isla bastante pequeña que es famosa por tener los mejores fondos para bucear en Tailandia, así que está repleta de escuelas compitiendo por precios regalados para certificados de buceo. Además es casi una colonia española, por lo que uno se siente como en casa. Tanto es así, que una de las últimas noches cenamos en un restaurante cuyo cocinero le llaman el “quillo”, de Alcosa, que nos hizo unas croquetas, ensaladilla, tortilla y serranito que poco faltó para soltar unas lágrimas.

Nosotros aprovechamos para sacarnos aquí el Certificado Advanced en la escuela Pura Vida, por lo que los 3 días que nos llevamos aproximadamente en la isla se resumieron a bucear bucear y bucear, más aun teniendo en cuenta que cuando volvíamos del agua estaba siempre lloviendo por lo que no podíamos visitar el resto de la isla. Fue justo aquí cuando nos encontramos por primera vez con nuestro querido amigo el monzón, un viento que se va desplazando por toda la Costa asiática y que suele venir acompañado de grandes lluvias, que no paran ni un segundo al día. Pese a ello, la vida en Koh Tao era perfecta: buceo durante el día, relax por la tarde y cenas con la familia española. Para hacer honor a nuestra fama de suertudos, justo en nuestra segunda inmersión apareció el tiburón ballena!! Este tiburón, que es más similar a una ballena y que gracias a dios no come carne, es el pez más grande del mundo. El nuestro era simplemente una cría y media alrededor de 5 metros. Hay que admitir que tuvimos bastante suerte, porque algunos monitores de buceo llevan más de 2 años en la isla y aún no lo han visto.

image

Abandonamos la isla (no el monzón) y nos mudamos a Koh Phangan, que es donde se celebra la famosa Full Moon Party. Debido a la muerte del rey se canceló también está fiesta, así que aprovechamos para alquilar unas motos y descubrir la isla, que desde luego ha sido una de nuestras favoritas. Nada más llegar, el taxi nos dejó al norte en una región completamente deshabitada pero rodeada por playas de ensueño. Desde nuestro mini-bungalow podíamos contemplar Koh Ma, que además era perfecto para practicar snorkel, así que nos faltó tiempo para comprarnos el equipo. En el norte también se encontraba un pequeño pueblo de pescadores en el que disfrutamos del primer pescado fresco del viaje. Lo único malo de nuevo fueron las lluvias, ya que el monzón seguía estando presente en todo el sureste de Tailandia.

La última isla del este era Koh Samui, pero decidimos evitarla ya que es una isla que está completamente explotada al turismo, llena de resorts y restaurantes occidentales, por lo que además de haber perdido todo su autenticidad también es más cara. De la misma manera decidimos saltarnos Koh Phi Phi y Phuket, donde lo único que se hace es beber. Las borracheras nos las reservamos para la vuelta a España en Navidad.

En un esfuerzo por huir del monzón, nos cambiamos al lado oeste de Tailandia, parando en Krabi antes de coger un Long boat hacia Railay. Acertamos por completo ya que el monzón había pasado por allí hacía varias semanas. Railay es una playa de Krabi a la que solo se puede acceder en barco, porque todo lo que la rodea es jungla. Pese a estar completamente apartada, la parte oeste es bastante turística pero increíble de todas formas. No obstante, la playa de mochileros llamada Tonsai nos dejó simplemente sin palabras. Es lógico que solo haya mochileros ya que para llegar hasta allí tuvimos que caminar más de 1 hora por la jungla con los mosquitos comiéndonos vivos, pero el paisaje de montañas y selva tropical bien merece la caminata. La playa está llena de bungalows de bambú y bares de chill out, con un ambiente hippie total. Por si no fuera poco había bichos por todos lados, desde lagartos inmensos hasta monos, por lo que estábamos todo el día entretenidos. Es el destino perfecto para iniciarte en la escalada, aunque nosotros nos decantamos más bien por alquilar unos kayaks y recorrer la calas de los alrededores. Por si no lo he dicho, lo mejor de todo es que no llovía!

La siguiente isla en nuestro viaje fue Koh Lanta, que no cumplió con las expectativas. A diferencia del resto de islas, la naturaleza aquí era menos evidente y además había muchísimos más habitantes, construcciones y motos, por lo que no era tan exótica como las otras que habíamos visitado. Aún así nosotros somos de los que piensan que todo tiene un lado positivo, lado que descubrimos en el sur de la isla en forma de unos divertidos monos que estuvimos intentando adiestrar durante una tarde. Es lo que tiene tener tanto tiempo libre. Además nos apuntamos a una excursión muy chula que te llevaba por cuatro islas cercanas: dos para bucear, una para atravesar una cueva submarina y otra simplemente para tostarte un rato al sol.

image

Pese a lo mucho que disfrutamos haciendo autostop, tuvimos que dejarlo en las islas porque parar barcos ya era una misión demasiado complicada para el equipo, pero en cuanto volvimos a tierra empezó de nuevo la fiesta! En nuestro camino a la frontera con Camboya pudimos disfrutar de una gran variedad de vehículos, de todos los tipos existentes diría yo: varias pickups, varios coches, un camión e incluso una moto. Lo de subir 3 y 4 personas en una moto es el día a día en Asia, pero jamás pensamos que alguien pararía y nos subiría junto con todas nuestras maletas. Viajar en un camión puede parecer divertido, pero no lo es en absoluto cuando te toca uno cuya velocidad media es de 50 km/h. Aún así llegamos con vida a la frontera con Camboya y la cruzamos, con algún que otro problemilla, pero la cruzamos!

Escrito por:rumboantipodas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s